Implementación de medidas de bioseguridad en granjas de broilers para reducir la prevalencia de Campylobacter: cuestiones prácticas, problemas y soluciones

M. Cerda-Cuellar, L. Laureano, A. Corujo, A. Fernandez, E. Vidal, Birthe Hald, R. Dolz

Research output: Contribution to conferenceConference abstract for conferenceResearchpeer-review

60 Downloads (Pure)

Abstract

Actualmente, la implementación y mejora de las medidas de bioseguridad en granjas de broilers a nivel de nave es la una de las principales herramientas disponibles para el control de Campylobacter en el primer eslabón de la cadena alimentaria. Una de las principales actuaciones a acometer implica la instalación de una barrera higiénica en la antesala, así como un entrenamiento del ganadero, quien va a tener que cambiar sus hábitos de trabajo. Hay que tener en cuenta que la principal vía de transmisión de Campylobacter dentro de la granja es a través del personal, que suele circular por la granja con la misma ropa y calzado de una nave a otra. Así pues, la barrera higiénica evita tanto la introducción de la bacteria dentro de las naves de pollos, como la transmisión entre naves. Dicha barrera higiénica consiste en dividir la nave en dos zonas: la sucia, en el lado de la puerta que da acceso al exterior de la nave, y la limpia, en el lado donde está situada la puerta de acceso a la sala donde se encuentran los pollos. Por cuestiones prácticas, la separación de la zona lim¬pia de la sucia puede consistir sencillamente en un banco que sirve para separar ambas zonas y que al mismo tiempo impida el paso de sucie¬dad del suelo de la zona sucia a la limpia. Al entrar en la antesala, en la zona sucia hay que quitarse el calzado, y a ser posible la ropa de calle. Antes de pasar a la zona limpia, hay que lavarse bien las manos y una vez en la zona limpia, ponerse el mono y el calzado de trabajo, que deben ser específicos para cada nave. Igualmente, las herramientas y útiles de trabajo deben ser específicos para cada nave. La implementación de estas medidas de mejora de la bioseguridad supone toda una serie de dificultades e inconvenientes a resolver. Para empezar, en la mayoría de granjas, aunque dispongan de antesala en las naves, ésta no ha sido construida pensando en la instalación de una barrera higiénica, por lo que dividirla en dos zonas de forma adecuada puede no ser tarea sencilla. Por otro lado, es frecuente que dentro de la antesala no haya un lavabo para lavarse las manos. Asimismo, es fundamental mantener las naves en perfec¬tas condiciones, sin fisuras ni orificios en paredes, techos, puertas y ventanas, por los que puedan entrar roedores o pequeños pájaros. De otro modo, todo el protocolo de entrada y salida de la antesala y la barrera higiénica sería en balde, pues Campylobacter podría penetrar en las salas de pollos por otras vías. Otro punto importante a tener en cuenta es cómo sacar las bajas de las naves, así como la ubicación del contenedor donde depositarlas. En este trabajo se presentarán y discutirán éstos y otros temas prácticos.
Original languageSpanish
Publication date2014
Number of pages1
Publication statusPublished - 2014
Event51 Symposium Científico de Avicultura - Valencia, Spain
Duration: 2 Oct 20143 Oct 2014
Conference number: 51

Conference

Conference51 Symposium Científico de Avicultura
Number51
CountrySpain
CityValencia
Period02/10/201403/10/2014

Cite this

Cerda-Cuellar, M., Laureano, L., Corujo, A., Fernandez, A., Vidal, E., Hald, B., & Dolz, R. (2014). Implementación de medidas de bioseguridad en granjas de broilers para reducir la prevalencia de Campylobacter: cuestiones prácticas, problemas y soluciones. Abstract from 51 Symposium Científico de Avicultura , Valencia, Spain.